RESERVAR

Check-In Noches/Nights Adultos/Adults (+12) Niños/Kids (5-11) Infantes/Infants (0-4 )

De Rapa Nui al mundo


Formar buenos guías turísticos para ser la imagen de Isla de Pascua al mundo internacional es el objetivo de la escuela de Mahinatur en conjunto con Hotel Hangaroa. El curso, que dura tres meses, reúne a jóvenes de la isla que buscan prepararse íntegramente para transmitir y preservar la cultura Rapa Nui.        

 

 La idea

Conocimientos como Arqueología, conservación y agricultura son algunos de los que se imparten en la escuela de guías de Mahinatur con Hotel Hangaroa. Ambas empresas se han unido bajo la idea de nivelar el conocimiento de los guías locales de Isla de Pascua, entendiendo que ellos son responsables de la imagen que se entrega de este lugar a turistas de todo el mundo.

“Un guía necesita de una base sólida de conocimientos, deben estar estudiando permanentemente. A la isla llegan turistas muy informados, por lo que los guías deben estar a la altura”, explica Omar Monare, jefe de excursiones de Mahinatur. Para esto, el curso trabaja conocimientos variados junto a primeros auxilios y habilidades blandas.

 

El objetivo

El principal objetivo de la escuela de guías de Mahinatur junto con Hotel Hangaroa es obtener guías versátiles. Así, se busca generar una vía de desarrollo para el turismo en Rapa Nui. Además, la escuela busca generar instancias de educación a través del turismo. “Este proyecto se crea bajo una filosofía que destaca la integridad, la responsabilidad y la disciplina, fuertemente enfocados en la innovación y aprendizaje constante de nuestros profesionales”, comenta Esteban Manureva, jefe de excursiones de Mahinatur.

El curso inaugural de la escuela se realizó en 2018 durante diez semanas. A partir de ahí, el guía de la escuela de Mahinatur junto a Hotel Hangaroa se mantiene en constante capacitación. “Serán instancias frecuentes acorde a lo que a cada guía le apasione más”, explica Esteban. Las primeras excursiones de estos guías se lanzaron en septiembre de 2018. Los recorridos incorporan nuevas caminatas y un mayor contenido cultural.

 

Un destino al fin del mundo

La distancia de Isla de Pascua con el continente genera una condición especial: muchos de los turistas que llegan vienen por única vez en la vida. “Tratamos de transmitirles esto a los chicos de la escuela. La experiencia de los turistas debe ser la mejor posible, porque para muchos es un sueño de vida que no volverán a repetir”, concluye Omar Monare.